Visitar París en 3 días

Lo primero que debe saber para no llevarse un atracón, es que París no puede verse en un fin de semana.  Siendo justos, ni el Museo del Louvre puede verse en tres días, pero por qué vamos a rechazar estar en una de las ciudades más bellas del mundo por el simple hecho de no tener más tiempo o dinero.

Así que, disfrute del tiempo que tenga, no se agobie, ni se ponga metas inalcanzables. Sería un pecado no disfrutar de algún paseo por las calles parisinas por le hecho de decir a sus amigos que ha estado en más o menos sitios.

Algunas recomendaciones para aprovechar al máximo el tiempo son:

  1. Arrancando desde el Museo del Louvre, pasear por la Place de la Concorde y los Campos Elíseos hasta llegar al magnífico Arco del Triunfo. Desde aquí puede seguir hasta el Palais de Chaillot y terminar en Trocadero.
  2. Si usted cruza el Sena (hágalo por el pont d’lena), llegará a la Torre Eieffel y al Museo del Quai Branly. Si atraviesa, desde aquí, el Champ de Mars llegará a la école Militaire, aunque lo interesante está rodeando ésta, pues alcanzará el complejo monumental de los Inválidos, donde encontrará la tumba de Napoleón. Si quiere apurar esta ruta, diríjase al puente de Alexandre III. Junto a él encontrará el Grand-Palais y el Petit-Palais.
  3. Si usted se encuentra en la orilla izquierda del Sena podrá abordar el Museo d’Orsay, pasear por el Barrio Latino, el Bulevar Saint Michel, visitar el Panthéon o recorrer el jardín de Luxembourg.
  4. En la orilla derecha del Sena, podrán ver la famosa Bastilla, el Centro Pompidou, los grandes Boulevares desde donde se llega a la Madeleine o la Opéra Garnier.
  5. Otra opción es, junto al Sena, cruzando por el puente au doublé llegará a la isla de la Cité y a Notre-Dame. Desde aquí podrá visitar la isla de Saint-louis, cruzando el puente con el mismo nombre.

Si usted prefiere acotar aún más por zona su recorrido por la ciudad puede plantear su viaje de la siguiente forma (por barrios):

  1. Partiendo desde el punto 0 de la ciudad de París. Justo al lado de Notre-Dame en la Ìle de Cité que comunicaremos con la Íle Saint-louis. Aquí tenemos un buen plan en el que podemos encontrarnos con Notre-Dame, Saint Chapelle, el Marché aux Fleurs, la Cryte Archëologique, el Pount Neuf, Palais  de Justice, la Place Dauphine, la iglesia Saint-Louis en Ílle o la Square du Vert-Galant.
  2. Otra alternativa es la visita conjunta al barrio de Beabourg y Les Halles. Como no podía ser de otra forma, es el Centro Pompidou el que da sentido a este recorrido. Encontramos el Forum des Halles sobre todo para gente más joven, la iglesia de Saint-Eustache, el Bourse du Commerce, le Défensour du Temps, la Fontaine des Innocents, Saint-Germain l’Auxerrois, el Musée de la Poupée y la Tour Saint-Jacques.
  3. El barrio de Le Marais es digno de ver. En esta zona encontraremos el Musée Picasso, el Musée Cognacq-Jay y el Musée Carnavalet, la Place des Vosges y la famosa Place de la Bastille, desde donde llegaremos al Marché d’Aligre y Los passages. También podremos pasar por la Rue de Lappe, visitar la Maison Européenne de la Photographie y la Maison de Victor Hugo.
  4. El Musée du Louvre eclipsa nuestra ruta en Les Tuileries y lÒpéra. Aunque encontraremos algo más que el museo más famoso del mundo (con perdón para otros de tamaña importancia).  La Place de la Concorde, la Place de la Madeleine, la Rue de Rivoli, el Jardin des Tuileries, l’ópera National de Paris, la Place Vendóme y el Palais Royal son ejemplos de por qué estos barrios fueron en su época sede de la realez y los poderosos de París. También visitaremos el Musée des Arts Décoratifs, el Musée dÀrt Nouveau.
  5. Optemos ahora por recorre la avenida más famosa de la ciudad. La Avenue des Champs-Élysées. Por esta zona visitaremos por el Arco del triunfo, la propia avenida, el Grand y el Petit Palais, o los Palais de la Découverte y de l’Élysée, así como el Pont Alexandre III, la Avenue Montaigne, la Rue du Faubourg-Saint-Honoré. De igual forma, no nos podemos dejar atrás el Musée Jacquemart-André.
  6. Hay rutas en las que puede apostar o priorizar. La de Les Invalides y la Torre Eiffel es una de ellas. Con el Hótel des Invalides y la Torre Eiffel puede darse por satisfecho, pero se quedaría sin ver Les Égouts (las cloacas), el Musée de l’Armée, el Musée de Rodin, la École Militaire o la sede de la Unesco. También puede visitar la Asamblée Nationale o el Rue Cler, el mercado más exclusivo de París. Si bien, no seríamos justos si dejamos fuera el Musée du quai Branly con más de 3.500 piezas expuestas de África, Asia, Oceanía y América.
  7. El paseo por Saint-Germain, el barrio latino y el barrio de Luxembourg es de lo más turístico, pero merece mucho la pena. Desde el Musée d’Orsay, al Panthéon, la Sorbonne, o la iglesia de Saint-Sulpice, pasando por el Jardin du Luxembourg, el Boulevard Saint-Germain, el de Saint-Michel, la Quia de la Tournelle o los museos: National du Moyen Áge, o el Maillol.
  8. Antagónica a la ruta anterior, tenemos la opción más tranquila de la ciudad. El barrio du Jardin des Plantes con el Jardin des Plantes, el Muséum National d`Histoire Naturelle, el Ménagerie (zoológico público) o la Place de la Contrescarpe. También podremos visitar la Manufacture des Gobelins, la iglesia de Saint-Médard, el anfitreato romano Arénes de Lutéce o la Mosquée de París.
  9. La zona de Chaillot queda representada por el Palais de Chaillot o los Jardins de Trocadero, pero no sería justo dejar de un lado la Cité de l’Architecture et du Patrimoine, el Cinéaqua (acuario), el Musée de la Marine, la Maison de Balzac, así como el  Musée National des Arts Asiatiques-Guimet o el Musée d’Art Moderne de la Ville de París.
  10. Para los bohemios y artistas tenemos el barrio de Montmartre y Pigalle. No es difícil saber que el Sacre-Coeur es de obligada visita.  Pero ya que está en esta zona acuda a la Place du Tertre, el Moline Rouge, el Au Lapin Agile, así como el Musée de ll’Erotisme t el propio museo del barrio, el Musée de Montmarte.
  11. Como alternativa a la propia ciudad, puede usted apostar por pasar un día fuera de París, aunque si apenas cuenta con tres, sería más recomendable quedarse y apurarlos. Aún así, tiene Disneyland París o Versailles como grandes opciones. También puede aprovechar el día en Montparnasse, el Bois de Boulogne o el Parc de la Villette.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR